91 018 98 88 / 691 740 083 info@reformasloema.es

Muchos de vosotros estaréis ultimando los detalles para las esperadas vacaciones de verano. Antes de irnos, es importante que preparemos nuestra casa para evitar averías ya que vamos a dejarla vacía por un tiempo. Si no tienes previsto irte de vacaciones, recuerda que el verano es el mejor momento del año para reformar la casa. A continuación enumeramos unas medidas básicas para que podáis viajar sin tener que preocuparos por arreglar averías a la vuelta de las vacaciones.

  • Cortar el agua y cerrar los grifos. Este tipo de averías suelen aparecer con mayor frecuencia en viviendas antiguas, aunque es una avería muy común. Para no encontrarnos con sorpresas al volver de vacaciones, aconsejamos cortar el agua y dejar bien cerrados los grifos. De esta forma podrás evitar posibles goteras al volver de las vacaciones.

  • Cuidado con la nevera. Tenemos que fijarnos en los alimentos que vayan a caducar ya que podrían generar mal olor en la nevera.  Ante un corte de luz, el congelador puede verse afectado y crear posibles cortocircuitos con los demás electrodomésticos. Por este motivo, recomendamos apagar todos los demás que tengamos en la cocina para evitar posibles averías.

  • Desenchufar el resto de electrodomésticos. Deben estar apagados ya que si hay una subida de tensión o corte de luz pueden verse afectados. Algunos tienen la opción de permanecer en “Stand by”, pero lo desaconsejamos. Ante posibles problemas con la luz actúan como si estuvieran encendidos. Es común pensar que cortar la luz durante las vacaciones ayudará a ahorrar dinero, pero la realidad es otra. Además, si cortamos la luz y llaman al timbre, este no sonará, dando pistas de que la casa está vacía. 

  • Vigilar la caldera. La caldera puede ocasionar algún tipo de fuga que derive en goteras e incluso inundaciones. Lo mejor es dejarla apagada y desenchufada para prevenir una avería posterior.

  • Dejar las ventanas cerradas. Es importante dejar las ventanas cerradas y sin bajar las persianas del todo. De esta forma evitaremos que entre agua en casa tras una tormenta o que el viento tire algún jarrón u objeto al suelo. Además, recomendamos dejar las cortinas corridas para que los ladrones no puedan ver el interior de la casa.

  • Busca un lugar para tu mascota. Para las personas que tienen mascota, las vacaciones siempre comienzan con la misma pregunta. ¿Quién va a cuidar a mi mascota?. Dependiendo del tipo de mascota podemos dejarla en casa, siempre que tengamos alguien de confianza que revise que tenga agua y comida. Esta recomendación podemos aplicarla para los animales que tengan jaula o pecera. Para mascotas independientes como perros o gatos, tenemos que buscar una opción alternativa ya que no podrán quedarse solos en casa durante nuestras vacaciones de verano.

  • Vecino o persona de confianza. Lo ideal es dejar una copia de nuestra llave a un vecino, portero o persona de confianza por lo que pudiera ocurrir. Además, podemos aprovechar para que esa persona nos riegue las plantas y compruebe que todo sigue en orden.

 

Siguiendo estos consejos, es más probable que al regreso de vacaciones no nos encontremos ninguna sorpresa o avería. ¡Buen viaje!

 

 

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

Si te ha gustado este artículo, te encantarán nuestras newsletter con contenido premium solo para ti ;)

¡Gracias por suscribirte a nuestra newsletter!